Tanto para viajes como para hogar, las toallitas desmaquillantes ecológicas son livianas, portátiles, fáciles de usar y puedes guardarlos en tu cosmetiquera, bolso o en tu cajonera en el hogar.